Criticó el decreto del presidente Macri y decidió aumentar en un 50% este beneficio provincial.

El gobernador neuquino Omar Gutiérrez rechazó ayer el decreto de Nación que reduce las asignaciones familiares para la Patagonia, y anunció un incremento del 50% para ese beneficio a las familias que lo perciben de parte de la Provincia.

Se trata de todas las asignaciones familiares que está pagando el Ejecutivo neuquino a la administración pública.

“Es una medida de desarrollo, tenemos una provincia desarrollista con políticas públicas sustentables y sostenibles”, dijo Gutiérrez y subrayó que por eso su gobierno consideró “propicio y oportuno llevar adelante las medidas tomadas, porque se fortalece el salario hasta el mes de marzo de 2019. Era necesario llevar adelante un aumento de esas asignaciones”.

Sobre el decreto del presidente Mauricio Macri, que modificó los beneficios de las asignaciones en la Patagonia y el noroeste del país, el gobernador lo calificó como “centralista”, al indicar que se trata de una medida “que no contempla las realidades locales”.

Sostuvo que “el funcionario que tomó la decisión desconoce la realidad del país” y expresó su solidaridad con las provincias del norte que también sufrirán el recorte de los beneficios.

A su vez, recordó que la zona desfavorable no es un beneficio, sino “una política pública para equiparar las diferencias en las provincias”.

lmneuquen