Una aguara guazú que deambulaba en la zona del kilómetro 5 y ½ de Paraná fue rescatada. Se trata de una especie en peligro de extinción que es considerada monumento natural provincial.

Del operativo participaron personal de la Secretaría de Producción, perteneciente a la Dirección General de Fiscalización, de la Policía de Entre Ríos, División Montada y Canes, la Brigada de Delitos Rurales, y del 911 que recibió el anuncio por parte de los vecinos en donde fue encontrada.

El director General de Fiscalización, Félix Esquivel, comentó que el animal, tras ser revisado, fue trasladado a la provincia de Santa Fe, más precisamente al establecimiento Granja La Esmeralda, lugar especializado. Allí será puesto en cuarentena y tratado correctamente para luego ser liberado en su habitad natural que la zona del norte entrerriano.