​El Programa de Enripiado en marcha tiene previsto alcanzar a las 500 principales calles de tierra de la ciudad, aquellas de mayor circulación, en las que transitan las líneas de colectivo y también las que son acceso a los establecimientos educativos, durante todo el período estival, que permite llevar adelante estos trabajos.