Una de las grandes figuras de la Copa del Mundo está envuelta en un escándalo por un falso testimonio en un caso de corrupción

No todo es color de rosa en la vida de Luka Modric. Aunque el croata esté viviendo las horas más importante de su carrera luego de clasificarse a la final del Mundial de Rusia, una situación que lo involucra fuera de la cancha contrasta con tanta felicidad.

Una de las grandes figuras de la Copa del Mundo, que crece como candidato para llevarse el Balón de Oro, podría ser condenado por un falso testimonio en un juicio de corrupción.

¿Qué pasó? Zdravko Mamic, ex presidente de la federación croata de fútbol y también dirigente del Dinamo de Zagreb, fue condenado a seis años de prisión por realizar a través de sociedades fantasma transferencias ilegales de futbolistas, entre ellos, Modric y su traspaso al Tottenham en 2008.

En su primera declaración, el jugador del Real Madrid declaró que firmó un acuerdo con Mamic para recibir la mitad del dinero de sus traspasos. Pero, llamativamente, cuando se presentó a declarar por segunda vez, dijo que aquel acuerdo se había firmado de forma retroactiva cuando él ya era jugador del club inglés.

A raíz de su cambio en las declaraciones, Modric podría ser condenado de seis meses a cinco años de cárcel.