Ni bien los fondos lleguen podremos subsanar la cuestión, pero es necesario atender la situación de los trabajadores de estas cooperativas que ya cumplieron con sus tareas y reclaman el pago correspondiente”, explicó la directora dle Instituto Municipal de Tierras y Viviendas Marina Peñaloza.

Precisamente, en la sesión del pasado jueves ingresó al Concejo Deliberante un proyecto para autorizar al Ejecutivo Municipal a destinar fondos propios para dar una solución a ésta problemática. El proyecto fue debatido por los concejales de los tres bloques y aprobado por unanimidad. De esta manera, el Concejo autorizó al Ejecutivo a transferir $1.299.903,42 (un millón doscientos noventa y nueve mil pesos) “al Consorcio de Gestión para la Construcción de Viviendas, destinados al pago de lo adeudado a la fecha a las Cooperativas de Trabajo que cumplen funciones en el mismo”, se indica en el primer artículo.

El proyecto del Instituto de Viviendas se fundamenta en que “se hace necesario abonar el trabajo realizado, debido a la necesidad de las familias que componen las Cooperativas, quienes han ejecutado su labor tal y como se ha establecido desde el Consorcio”, y que “esta gestión no puede permanecer inactiva frente a los reclamos justos de los beneficiarios”, se señala en los considerandos.​