La Dirección General de Fiscalización Agroalimentaria, en conjunto con el área de Prevención de Delitos Rurales de la Policía de Entre Ríos y Prefectura Naval Argentina distrito Concordia, realizaron operativos  de control de embarcaciones de pesca deportiva y pescadores artesanales.

 

El director de Fiscalización, Félix Esquivel, explicó que “estamos trabajando hace más de 20 días con guardias fijas en el paraje La Tortuga Alegre y Puerto Yeruá y todo lo que es río Uruguay, preservando concientizando y educando a los pescadores artesanales y deportivos sobre el cuidado de nuestro proyecto ictícola”.

 

Precisó que las acciones se llevan adelante articuladamente con Prefectura Naval Argentina, y el área de Delitos Rurales de la Policía de  Entre Ríos, “yendo por tierra y por agua, visitando los pescadores y pidiéndole permiso de pesca, y controlando que no hayan matado ningún surubí o dorado”.

 

El funcionario aprovechó para recordar que el dorado está en veda hasta el 31 de diciembre y el surubí es pesca con devolución todo el año.

“La gente está tomando conciencia sobre el cuidado de nuestros recursos, eso es un paso muy importante. En Concordia hemos encontrado varios infractores que han matado surubí y a los cuales se les decomisado las herramientas de pesca y se le labraron actas para una futura multa”, contó Esquivel. Y agregó que las multas rondan los 20.000 pesos en función del tipo de especie, la medida y cantidad de piezas que lleven.

 

Quienes quieran obtener el permiso de pesca pueden hacerlo ingresando a la página web www.entrerios.gob.ar/dgfa.