Cristina Kirchner, viajará este dos de Julio a Cuba para visitar a su hija Florencia, por lo que su candidato a Presidente Alberto Fernández quedaría al frente de todo, si es que Oscar Parrilli no recibe instrucciones para temas específicos, dado que es el titular del Instituto Patria desde donde se maneja la campaña.

 

Por esta razón, la senadora nacional suspenderá por unos días su campaña de cara a las próximas elecciones nacionales.

De acuerdo con lo que trascendió, por la mañana del 2 de julio la dirigente opositora abordará un vuelo que la llevará hasta la ciudad de La Habana.

En la capital cubana tiene previsto quedarse unos ocho días, el tiempo máximo que le permitió ausentarse de la Argentina el Tribunal Oral Federal 2, que la investiga por presunto fraude en la obra pública.

En el marco de esa causa, Cristina Kirchner está siendo juzgada por licitaciones que se le dieron al empresario Lázaro Báez durante su gestión.

El fiscal de juicio, Diego Luciani, se había opuesto al viaje, por señalar que el mismo podía coincidir con alguna de las audiencias de debate en esos días, pero el tribunal decidió dar la autorización.

Al solicitar el permiso para salir del país, la ex presidenta le entregó al Tribunal fotocopias del ticket de viaje y comprobantes del lugar donde se va a hospedar durante esos días.

Por esta razón, la precandidata del Frente de Todos deberá suspender las presentaciones de libro que viene haciendo en diferentes provincias.

Este sábado, la senadora estuvo en Chaco, donde remarcó que los políticos “no son todos iguales”, ya que “con algunos la gente comía y con otros la gente no puede comer”.

Fue durante un acto en el Centro de Convenciones Gala de la ciudad de Resistencia, adonde concurrió el intendente local, Jorge Capitanich, quien mantiene una disputa por la Gobernación con el actual mandatario provincial, Domingo Peppo, y tensiona al peronismo local.

Además, en estas semanas también mantuvo reuniones asiduas con otros dirigentes de su espacio para definir las cuestiones finales de la campaña, encuentros que ahora postergará hasta su vuelta de Cuba.