Hay expectativa sobre cuál será el poder de fuego del Banco Central para controlar la cotización de la divisa estadounidense

Nuevo acuerdo con el FMI, cambio de presidente del Banco Central y el debut de las bandas de flotación del dólar. La intensa semana que pasó dejó sensaciones contradictorias en los mercados. Según los analistas financieros, la expectativa para los próximos días es que el mercado salga a “testear” la banda superior de $44 prevista para el dólar y el poder de fuego del Banco Central para controlar la cotización de la divisa estadounidense.

“La semana que pasó dejó un sabor agridulce. Tuvimos una primera parte de la semana buena, con bonos subiendo, acciones reaccionado y riesgo país bajando, pero una vez conocidos los términos del acuerdo con el FMI, cambiaron un poco las expectativas“, explicó Diego Martínez Burzaco, director de MB Inversiones.

 No hay demasiadas certezas de cuáles son las herramientas que va a utilizar el Banco Central en el caso de que el mercado vaya a buscar la banda superior de $44

El especialista señaló que el adelantamiento de los fondos y la ampliación en USD 7.100 millones del préstamo acordado con el FMI fueron positivos pero, al mismo tiempo, el programa monetario dejó una sensación de ambigüedad. “La proyección de tasa de crecimiento nominal cero de la base monetaria de aquí a junio de 2019 va a ser extremadmente contractiva y tampoco hay demasiadas certezas de cuáles son las herramientas que va a utilizar el Banco Central en el caso de que el mercado vaya a buscar la banda superior de $44, que es muy probable que lo veamos esta semana que empieza”, anticipó Martínez Burzaco.

Las expectativas están puestas en las medidas anunciadas el viernes pasado por Guido Sandleris, el nuevo presidente del Banco Central, con el objetivo de alcanzar una meta de crecimiento nulo de la base monetaria: aumentar en 3 puntos porcentuales las tasas de exigencia de efectivo mínimo (encajes) para los bancos. El incremento podrá ser integrado con Leliq (Letras de Liquidez del BCRA) o Nobac (Notas del BCRA).

Para Alejandro Bianchi, director de Invertir OnLine, una de las principales dudas de los operadores es si los USD 150 millones que podrá licitar el BCRA cuando la divisa cruce la banda de flotación serán suficientes para contener una escalada. “Creemos que es posible que lentamente el tipo de cambio se aproxime a la banda superior. Allí será la prueba de fuego del nuevo sistema. Si ante las ventas diarias, el tipo de cambio logra encauzarse nuevamente en su canal de no intervención, el modelo habrá ganado su primera batalla. En adelante podríamos esperar un fuerte ingreso de capitales al país y una consiguiente disminución de las tasas de interés en dólares, de la inflación e incremento de los precios de las acciones”, señalo

El alineamiento de las políticas del Ministerio de Hacienda con el Banco Central también es otro de los puntos relevantes, según los analistas del mercado financiero. “El jueves y viernes pasado hubo una devaluación muy fuerte del peso que responde a lo que el Gobierno quiere intentar hacer, que es cumplir el plan del FMI, que nos mostraba que la depreciación del tipo de cambio era una política a seguir  y el Gobierno lo sigue ejecutando alineado con el FMI“, indicó Gustavo Neffa, socio y director de Research for Traders.

“En el mercado accionario, a la par del anuncio del FMI vinieron noticias no tan buenas como el aumento de la tasa de referencia del 60% al 65% que es un estrangulamiento directamente para la actividad privada, el anuncio de mantener la base monetaria intacta hasta junio 2019 y un tipo de cambio que no tiene un techo a corto plazo a la vista, porque al haberse fijado las bandas uno siempre mira para arriba en lugar de abajo“, detalló el analista. Y agregó que el comienzo del debate por el Presupuesto 2019 también será otra de las variables que marcarán la semana.