La aparición del anfibio de más de 25 centímetros sorprendió a todos los vecinos de la localidad.

Un sapo gigante, aparentemente peligroso, fue encontrado en una zona rural de Granadero Baigorria, ciudad vecina a Rosario en Santa Fe. El anfibio mide aproximadamente 25 centímetros y pesa cerca de 2 kilos. El hallazgo fue dentro de una vivienda.

Los especialistas explicaron que se trata de un Rinhella marina, comunmente conocido como sapo de caña, sapo gigante o Cururú. El mismo está dentro de las 100 especies tóxicas e invasoras más peligrosas del mundo debido a que posee glándulas venenosas de un tamaño considerable.

Su piel es tan tóxica que representa un peligro mortal para cualquier depredador que lo coma.

El ejemplar está incluido en la lista de 100 especies exóticas y se utiliza para combatir plagas.

El sapo fue entregado a Fauna del Ministerio de Medio Ambiente de Santa Fe luego de generar susto y temor entre los vecinos.